Plaza Careaga

Plaza Careaga

Los espacios irregulares abiertos en el interior de la trama urbana del casco antiguo son numerosos, y durante los siglos XVIII y XIX darán lugar a plazas, donde se concentran los estamentos privilegiados de la población, como es el caso de “La Plaza Careaga”. Su estructura de patio interior invita al sosiego.

Debe su nombre a la Familia Careaga, que tenía en esta zona su casa solar. Juan Ochoa Ortiz de Careaga llegó de Vizcaya con cuatro navíos a la Guerra de Granada y posteriormente se quedó a poblar en Almería. De D. Miguel Avis-Venegas y Careaga Marín Benavides, cuatro apellidos ilustres de 1489 de la aristocracia histórica almeriense, de sangre de conquistadores cristianos y de príncipes musulmanes, se crea el título de marqués de Torre Alta y Vizconde de Careaga por Carlos II. La famosa calle del Arco se debe al arco de Careaga, que comunicaba la casa de los marqueses con sus graneros.

En esta plaza se encuentra “La Casa de los Marqueses de Torre Alta”, diseñada en 1847, y donde destaca la composición en dos plantas. Su estructura se adapta al tipo general de vivienda neoclásica burguesa, encontrando en ella elementos diferenciadores como son los arcos apuntados de tradición clasicista, de carácter innovador en Almería.

X