Convento Compañía de María
Iglesia Convento Compañía de María en Almería

Convento Compañía de María

Uno de los aspectos más significativos del periodo de la Restauración en Almería es el resurgimiento de la arquitectura religiosa, ya que durante dicho  periodo se inicia una labor de construcción religiosa importante en la ciudad. Entre las edificaciones que se erigieron, destaca el de la Iglesia Convento de la Compañía de María, construida a instancias del prelado de la diócesis José García Orberá.

El origen del edificio, se debe al proyecto concebido por el Obispo Orberá, de construir un colegio de enseñanza gratuita, solicitándole por ello al Ayuntamiento 8.851 m. en el Reducto. Una vez concedido, el Obispo renunció alegando haber encontrado terrenos en mejores condiciones en otro punto de la ciudad, exactamente en la confluencia de la Rambla de Belén con el Paseo de la Pescadería (Obispo Orberá), entonces en formación, alterando sustancialmente el sentido del proyecto primitivo, dado que el colegio-convento  que se planteaba en el ensanche obrero de poniente, tenía un carácter de gratuidad por las necesidades perentorias del sector. El traslado al ensanche burgués de levante, cambia considerablemente la finalidad del proyecto, sentando las bases de lo que hoy ha llegado a ser.

La construcción se debe a los planos del arquitecto D. Enrique López Rull. Las obras iniciadas en 1882, se inauguran en 1885. De planta rectangular, su fachada principal mira a la Rambla Obispo Orberá. La parte central de ésta, está ocupada por la iglesia, existiendo a uno y a otro lado, las construcciones destinadas a convento y colegio. Las características arquitectónicas del edificio se engloban en un historicismo medievalista con raíces góticas y románicas.

X